Audífonos Bluetooth podrían causar tumores, revela estudio

Los audífonos bluetooth han ganado popularidad no sólo por la comodidad de no tener un cable que se enrede, sino porque se han vuelto un dispositivo inteligente con tecnología que te facilita la vida. Sin embargo, esta misma tecnología podría ser la responsable de causar cáncer o tumores, según indican científicos.

Jerry Phillips, profesor de Bioquímica en la Universidad de Colorado, expresó su preocupación sobre el efecto de estos dispositivos (en este caso refiriéndose a los AirPods, aunque no excluyó a otros del mismo tipo), pues al colocarse en el canal auditivo, exponen a los tejidos en la cabeza a niveles relativamente altos de radiación de radiofrecuencia.

Según el investigador, algunos riesgos potenciales serían tumores y otras condiciones asociadas con el funcionamiento anormal de las células.

Pero esto no se limita a los audífonos, según el profesor, la evidencia científica despierta preocupación para la salud humana y el desarrollo de tecnologías que operan en las frecuencias de radio. De hecho, 250 investigadores, incluido Phillips, abrieron una petición frente a las Naciones Unidas (ONU), para exhortar a la Organización Mundial de la Salud (OMS) a poner más atención al tema y crear directrices más protectoras respecto al campo electromagnético no ionizante.

En la petición, los científicos revelan una seria preocupación sobre los efectos a la salud de este campo electromagnético, el tipo de radiación emitida por los dispositivos inalámbricos (incluidos los manejados por Bluetooth, además de teléfonos celulares e inalámbricos, WiFi, antenas de transmisión, incluso monitores de bebé, entre otros), basándose en publicaciones científicas que han demostrado los daños de este campo en niveles por debajo de las directrices internacionales a organismos vivos, los cuales incluyen mayor riesgo de cáncer, estrés celular, daños genéticos, cambios estructurales y funcionales del sistema reproductivo, entre otros.

Sin embargo, esta postura tiene otra contraria, pues el profesor de bioingeniería de la Universidad de Pennsylvania, Kenneth Foster, quien también ha estudiado los efectos de la radiación en la salud humana, señala que la OMS y otras organizaciones de salud pública no han encontrado evidencia clara de los peligros en niveles de exposición debajo de los límites internacionales.

Todo con medida

A pesar de que aún no son concluyentes los efectos de esta radiación, lo mejor es evitar exponerte a altas dosis y utilizar estos dispositivos de manera moderada, pues su daño no se limita al ocasionado a nivel de las células cerebrales, el más conocido es al oído.

Es sabido que el uso constante de audífonos, en especial a un volumen alto, puede provocar daños auditivos graduales e irreparables que a largo plazo podrían llevarte a la perder la audición. En ese sentido, la OMS recomienda mantener bajo el volumen de los aparatos de audio personales, así como limitar el tiempo de éstos a menos de una hora diaria para proteger la audición.

En caso de comenzar a sentir molestias, ya sea de una disminución de tu audición o dolores constantes de cabeza, lo mejor es reducir su uso y consultar a tu médico.

(salud180)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *